• Sintonízanos en la 97.7
  • Una radio diferente
  • La mejor música
  • Dedicados a tí
  • Contáctanos en el 828-737922

El Grupo Popular Europeo logra que la Directiva europea sobre derechos de emisión establezca una excepción para los vuelos de las regiones ultraperiféricas hasta 2030

Publicado el 9 de junio de 2022, 11:24

  • Los vuelos entre Canarias y la Península y entre las islas de Canarias quedan excluidos del coste de los derechos de emisión por su condición de región ultraperiférica

 

  • Gabriel Mato lamenta que “quienes han votado en contra de la propuesta, han puesto en peligro todo lo conseguido hasta este momento”

El Parlamento Europeo ha dado luz verde a la propuesta referida al comercio de derechos de emisión en el sector de emisión, necesaria para adaptar la legislación de la Unión Europea al nuevo mecanismo internacional de compensación de emisiones, el sistema CORSIA.

 

En el texto finalmente aprobado, se incluye la propuesta del Grupo Popular Europeo para excluir hasta 2030 del coste de los derechos de emisión a los vuelos no solo entre el archipiélago canario y la Península, sino también los vuelos entre las propias islas de Canarias. “Hoy los intereses de las regiones ultraperiféricas (RUP) están algo más protegidos”, ha reconocido el eurodiputado popular Gabriel Mato. Gracias a las enmiendas presentadas por el Grupo Popular Europeo y apoyadas por los socialistas y los liberales europeos, la legislación comunitaria sobre la emisión de gases de efecto invernadero en la aviación “defiende en mayor medida los intereses de las RUP, al incluir los vuelos interinsulares como una excepción a la norma”.

 

El ya conocido como Informe Glavak “logra avances muy importantes”, según el diputado popular, quien reconoce la dificultad de conseguir durante unas complejísimas negociaciones alcanzar el mejor documento posible para los intereses de las RUP.

 

En primer lugar, el documento consigue que se establezca una excepción de la Directiva europea en el caso de los vuelos entre dos aeródromos situados dentro de la misma región ultraperiférica, una de las reclamaciones más importantes de Canarias, ya que el borrador solo contemplaba la excepción en los vuelos entre una RUP concreta y otra región del país al que pertenece. 

 

Además, y según queda recogido en el texto aprobado, no se adoptará ninguna medida sancionadora contra los operadores de aeronaves en lo que respecta a las emisiones que se produzcan hasta 2030, tanto en lo que se refiere a los vuelos entre Canarias y la Península, como entre islas.

 

Trece informes legislativos en total

 

Hay que recordar, que este informe forma parte de un paquete legislativo de 13 informes en los que están trabajando actualmente en instancias europeas para reducir las emisiones de gases invernadero en, al menos, un 55% de aquí al año 2030.

 

Ocho de esos 13 informes se están debatiendo en el Pleno del Parlamento Europeo que se celebra esta semana en Estrasburgo. Junto al informe referente a la aviación, hoy también ha votado, entre otros, el referente al sector marítimo, “de máximo interés también para las Islas”, como ha explicado Gabriel Mato. “Sin embargo, esta modificación de la Directiva sobre derechos de emisión ha sido rechazada hoy por el voto en contra de los socialistas, los Verdes, toda la izquierda y Vox. Eso significa que ahora tendrá que volver a tramitarse en la comisión parlamentaria competente”, ha criticado.

 

“Quienes han votado en contra del mecanismo de comercio de derechos de emisión, que es el principal instrumento de las políticas de la Unión para reducir las emisiones en determinados sectores, entre ellos, el marítimo, han puesto en peligro todo lo conseguido hasta este momento”, ha explicado Mato. “Parece que nada es suficiente para aquellos que han votado a favor de todas las medidas que suponen endurecer las condiciones y costes para todos los sectores afectados”, aseguró Mato, “perjudicando gravemente a la economía y el empleo en España, y empeñándose en hacer incompatibles la lucha contra el cambio climático y el desarrollo económico”.

 

Para el diputado palmero, es fundamental conseguir el objetivo de reducción de emisiones del 55% en 2030, al mismo tiempo que facilitar a los sectores afectados el cumplimiento de sus metas. En este sentido, Mato ha destacado la necesidad de defender no solo el establecimiento de plazos realistas tanto para el transporte marítimo y la aviación, sino también “la inclusión progresiva del transporte por carretera, la inclusión de derogaciones para las regiones ultraperiféricas y las islas, y un mecanismo para luchar contra los precios excesivos del dióxido de carbono durante el último año, entre otros, son elementos fundamentales”.


«   »